El jabón pH neutro: mitos y verdades.

Han sido varias las personas que preguntan sobre nuestro jabón natural casero, el champú sólido, el pH y cómo pueden afectar a la piel o al cabello. Por ello, hicimos un post sobre el pH de nuestro champú sólido. Aún y así, nos faltaba publicar uno que esclareciera los falsos mitos del jabón pH neutro sobre la piel.

Como comentábamos, redactamos un artículo específico sobre el pH del cabello y el champú sólido que se titula: ‘Nuestro champú sólido natural. Cabello sano‘. Ahora le damos paso a este otro escrito sobre el pH de nuestros jabones artesanales y su impacto en la piel. Por ello, intentaremos responder a algunas cuestiones que nos habéis hecho llegar:

¿Qué pH tienen nuestros jabones naturales?. ¿Es el jabón pH neutro más beneficioso para la piel?. ¿Significa que el pH del jabón natural no es neutro y no respeta la piel?. ¿Es un mito de la cosmética comercial y su industria lo del jabon pH neutro con el fin de vender más productos?.

Para poder responder estas preguntas, vamos a explicar algunos conceptos como el pH de la piel, el de los jabones y por último os daremos unos consejos. Pero primero de todo:

¿Qué significa un jabón pH neutro?.

¿Quién no se acuerda de las campañas publicitarias de Johnson & Johnson y su famoso pH neutro 5.5?. Hemos recibido por activa y por pasiva, a través de la publicidad, que el jabón pH neutro es el de 5.5. No es cierto, porque es un pH ligeramente ácido, no es neutro.

De acuerdo… alguien puede decir: ‘no te pongas quisquilloso porque puede referirse a que es neutro para la piel porque es igual de ácido que ella. Ya que estamos recubiertos por una capa lipídica de ácidos grasos, ñiñiñiñiñiiiii’.

Si tenemos que ser rigurosos, un pH neutro es de 7. Por eso, a través de este mito, al referirse como jabón pH neutro 5.5, nos han inculcado que es beneficioso para la piel, causando confusión entre los consumidores.

Escala de jabón ph neutro, ácido y alcalino
Un pH neutro es 7, da igual cómo lo mires.

Así pues, los jabones y geles corporales que se anuncian como neutros, en realidad, tienen un pH ligeramente ácido. Pero eso no significa que sean mejores o más beneficiosos. Los jabones naturales o artesanales si han sido bien formulados y saponificados, normalmente tienen un pH ligeramente alcalino que está entre el 7 y el 9. Esto no significa que su pH sea perjudicial. ¡Es un pH totalmente respetuoso y compatible con la piel!.

Por poner un ejemplo que lo haga más comprensible: ¡Resulta que el agua corriente y el mar tienen un pH alcalino de 7!. ¿Alguien duda que el agua sea perjudicial para nuestra piel?. ¿Hay alguien que se duche o bañe sin agua o en el mar?. ¿A qué no?. Por ello, os explicaremos cómo funciona el pH de la piel a través del manto hidrolipídico y cómo se regula.

¿Qué es el manto hidrolipídico?.

El manto hidrolipídico, nos protege de las agresiones externas como el sol o la deshidratación. Es una barrera que nos defiende de las bacterias y los hongos. Esta capa se regula de forma natural, recubriendo la piel con una capa lipídica formada por ácidos grasos. Este ‘manto ácido’ tiene un pH que está entre 5,5 y 5,9.

Manto hidrolipídico de la piel y el jabón natural pH neutro
El sudor y el sebo forman parte de la capa protectora de la piel

Como puedes ver, el manto hidrolipídico recubre la última capa de nuestra piel y la protege. Se forma y se regula a través de la formación de una barrera hidrolipídica. Está creada por la secreción de las glándulas sebáceas y sudoríparas. Es decir, es una mezcla de grasa y sudor, y su equilibrio es fundamental para una piel sana.

La parte grasa de esta capa está formada por ácidos grasos libres, triglicéridos, colesterol y ceramidas. También hay proteínas, queratina y péptidos. Estos últimos, derivados de la muerte de las células, ya que se renuevan cada 28 días.

A su vez, la parte acuosa (manto ácido), contiene ácido láctico, aminoácidos y otros factores de hidratación natural. Proporcionan a la piel esa barrera protectora de pH levemente ácido que neutraliza los agentes de base alcalina. También, protege de hongos e infecciones y favorece el equilibrio de la flora bacteriana cutánea.

Dos de las propiedades por las que no le afecta un pH neutro de 7 es:

  • Tiene una capacidad extraordinaria para regular el pH.
  • Tiene la capacidad de regenerar la película hidrolipídica de una forma asombrosa. ¡Después de limpiar la piel con jabón, ésta se regenera en unos 30 minutos!. Porque se regula de forma natural a través de las secreciones de sebo y sudor de nuestra piel.

Entonces, ¿importa tanto un jabón pH neutro?.

Después de ver el pH de los jabones y de la piel, no es que el pH no importe. Sí que importa. Eso no significa que puedas ducharte con un jabón súper agresivo con un pH de 13 como la lejía. Lo que sí podemos afirmar, es que la acción detergente de cualquier tipo de gel o jabón natural para la piel, tenga un pH ácido de 5.5 o uno de 7, será la misma. Es decir, ser el enlace entre la suciedad (la grasa, incluida en nuestra capa natural) y el agua de la ducha o el baño para retirarla. Por tanto, eliminarán de igual manera, con mayor o menor capacidad, los aceites y grasas de nuestra piel. ¡Independientemente del pH que tengan!.

Esto en sí no tiene mayor preocupación. Ya hemos explicado que nuestro cuerpo se adaptará de manera asombrosa. Restaurará la capa hidrolipídica eliminada con el agua y el jabón por otra nueva, en un tiempo aproximado de unos 30 minutos.

Los ingredientes marcan la diferencia.

Entonces, si no es tan importante el pH neutro o ácido de un jabón para la piel, ¿qué debemos tener en cuenta?. Como siempre, alguna cosa influirá para que un producto sea mejor o menos indicado que otro. Lo mismo sucede en los productos cosméticos. Su formulación y los ingredientes de los que se compone el jabón marcarán la diferencia.

Ya hemos visto que un gel de baño de pH ácido de 5.5 hace lo mismo que un jabón natural de pH neutro de 7. En cambio, ¿para qué necesitamos un jabón teóricamente neutro si está formulado con sodium lauryl sulfate, parabenos, fragancias sintéticas y otros compuestos químicos?.

En Sapone di Valeria confiamos que un jabón natural artesanal, con ingredientes naturales y vegetales, siempre será más respetuoso que la mayoría de los jabones con pH neutro industriales, que son causantes de trastornos, alergias y afecciones cutáneas.

Por eso, formulamos jabones naturales que dependiendo de los aceites, mantecas, hierbas o arcillas, dotarán al jabón, independientemente del pH, de características específicas para el cuidado de cualquier tipo de piel. Podrás encontrar jabón natural de romero o jabón natural de cedro para pieles grasas o con acné. Si tu piel es sensible o se irrita con facilidad, te recomendamos un jabón natural de caléndula. Por el contrario, si lo que necesitas en un extra de hidratación, prueba con el jabón natural de rosa mosqueta o con nuestro jabón natural de chocolate. ¡Entre muchos otros!.

Por eso es tan importante un buen jabón natural bien formulado.

No todos los jabones naturales resecan la piel como se cree y te lo decimos por experiencia. Todos nuestros jabones se hacen mediante la saponificación en frío. Así aprovechamos todas las propiedades y conservamos la glicerina natural. Además, todo jabón natural artesanal de Sapone di Valeria está sobreengrasado. Es decir, tiene un extra de aceites, no solo limpiará sino que aportará una hidratación extra a la piel.

En nuestra opinión, lo que se le debe pedir a un buen jabón es que, además de cumplir su función de higiene, sea lo más natural posible. Sin olvidar que sea saludable, respetuoso con el medioambiente y no reseque la epidermis en exceso.

No podían faltar nuestros consejos:

  1. Evita ducharte o bañarte con agua muy caliente o muy fría.
  2. Asegúrate de leer los ingredientes del producto que vas a usar. Es mucho más importante eso que ponga que es un jabón con un pH neutro de 5.5 o 7.
  3. Siempre hablamos de un rango de pH razonable en el caso de la piel corporal.
  4. Para el cuidado de zonas intimas es MUY importante mirar el pH. En esa área es mucho más ácido y mucho más sensible. Así evitaremos posibles infecciones.
  5. Hay que tener en cuenta también el tipo de piel. Si tienes la piel seca, usa después de la ducha o el baño, un aceite o manteca corporal. De esta manera, ayudas a recuperar la capa lipídica antes.

¿Te ha parecido interesante este artículo sobre los mitos del jabón pH neutro?.

¡Esperamos que con este artículo te hayamos ayudado!.

Si te interesa algún tema en concreto, háznoslo saber.

4 comentarios en «El jabón pH neutro: mitos y verdades.»

    • Hola Cristina. Pues sí y no. El pH depende de los ingredientes que se utilicen en el champú o en el jabón. Por ejemplo, el pH en un jabón artesanal natural suele rondar del 7 al 9 y aunque parezca mucho, el pH del agua con el que nos duchamos ya de por sí es de 7. Eso no importa, ya que la piel y el cuero cabelludo tienen la virtud de recuperar su capa protectora en cuestión de minutos y horas dependiendo del caso.
      Lo único que pasa es que contra más pH tenga el champú o el jabón, éste retirará en mayor o menor medida la suciedad . Pero sea de 5.5 o de 7 la retirará igual y nuestra piel tendrá que reponer a través de los aceites naturales que segrega, el manto hidrolípico natural que la recubre y protege.
      Nos han inculcado siempre lo del pH neutro 5.5 pero si te das cuenta, estamos en la época en que más jabones y champús neutros tenemos disponibles en el mercado, pero en cambio, tenemos más alergias, sequedad, dermatitis atópica, seborreica…
      Recomendamos para el champú un pH que ronde el 5, para proteger mejor la fibra capilar. En cambio, un buen jabón natural tendrá entre un 7 o 9 de pH para la piel. De hecho el cuerpo segrega mucha más grasa y sudor que no la cabeza, por lo que necesita un jabón que encapsule mejor la suciedad y los gérmenes para retirarlos luego con agua.
      Nosotros pensamos que para qué sirve un jabón 5.5 si está formulado con sulfatos agresivos, parabenos, fragancias sintéticas y otros compuestos químicos. Por eso, antes que el pH siempre miramos que sea lo más natural y saludable posible.
      Pero también hay que tener en cuenta a cada uno y sus preferencias. Si quieres utilizar el mismo jabón o champú para el cuerpo que para la cabeza y viceversa, adelante, aunque no sería lo recomendable.

      Responder
  1. Hola Sr. Romero, muy de acuerdo con todo lo que expone, gracias por compartir el conocimiento. Me pregunto si me pudiera ayudar en el tema del PH de mis jabones pues por mas que busco o consulto no tengo respuesta concreta. Coincido y lo he leído que la piel esta preparada para retornar su pH en pocos minutos y que lo mas dañino son los productos químicos que los jabones industriales incluyen y que estos pasan al cuerpo más que el mismo pH. Los jabones artesanales generalmente tienen un pH entre 8 y 10, mis jabones los realizo por medio del proceso en caliente a baño de maría, hago la mezcla base con manteca de cerdo y aceite de coco, luego sobre engraso con aceite de coco para que sea cosmético. Les doy entre 2 y 4 horas de cocción a 95 grados aprox. pero siempre el pH se queda alrededor de los 10.15 a 10.30, tengo un phmetro y la cuenta de grasa-sosa esta bien calculada así que no existe sobrante. He leído que puede ser debido a el largo de la cadena de carbono de las grasas insaturadas que aporta el cerdo, específicamente el ácido graso oleico con 18 C, o será la temperatura, o que aún le falta tiempo de cocción para seguir bajando. Bueno, espero ansioso su respuesta para ver si da luz en este asunto. Gracias de antemano.

    Responder
    • Muy buenas Joel. Gracias por su amable escrito y exponer sus dudas en nuestro blog. En Sapone di Valeria realizamos nuestros jabones bajo el proceso de saponificación en frío y con mantecas y aceites vegetales, por lo que no tenemos tantas nociones sobre el proceso en caliente y con ingredientes de origen animal. Si la proporción grasa-sosa y el sobreengrasado es correcta, como bien dice podría ser por baja temperatura o bien porque aún debería estar en secado más días. En ocasiones hemos leído, aunque en procesos industriales, que para saponificar en caliente se llegan a alcanzar temperaturas de hasta 200 grados, también que se le puede añadir sal común para acelerar el proceso. Investigaremos un poco más y si vemos algo que le pueda ser de ayuda, se lo haremos saber encantados. Si quiere, puede mirar preguntas de otros jaboneros en la página mendrulandia.es donde muchas personas aficionadas al jabón casero preguntan y responden sus dudas. ¡Esperamos haberle ayudado aunque sea un poquito!.

      Responder

Deja un comentario

Pronto te avisaremos Te informaremos cuando el producto esté en stock. Simplemente deja la dirección de correo electrónico donde quieres que te avisemos.
Email Quantity No te preocupes. No compartiremos tu e-mail con nadie más